Recomendaciones para aliviar los síntomas de las alergias primaverales

Usar aire acondicionado, tirar las almohadas viejas o no abrir las ventanas por la noche son algunas de las recomendaciones más eficaces

Artículo publicado el 13 May 2023 - Este artículo ha sido revisado y actualizado con fecha 11 mayo, 2024

Los alérgenos primaverales, como el polen de árboles y césped, pueden causar molestos síntomas de alergias como estornudos, congestión o secreción nasal, membranas mucosas inflamadas, tos y picazón y lagrimeo en los ojos. Los especialistas proponen una serie de recomendaciones para aliviar los síntomas alergias primaverales.

En primavera, los alérgicos a los diferentes tipos de pólenes empiezan a notar sus efectos, aunque la intensidad de los síntomas depende mucho de la región en la que se viva. Este año, por ejemplo, los alérgicos al polen de gramínea (el más prevalente asociado a síntomas clínicos en España) están de enhorabuena: tendrán una primavera leve en casi toda la geografía española (no se exceden niveles superiores a 2.000 granos/m3), a excepción de algunas zonas del Centro y Sur, según los datos aportados por la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica.

Las concentraciones de pólenes durante la primavera están directamente relacionados con los factores meteorológicos (como la lluvia y la temperatura) en otoños e inviernos previos. Por ejemplo, un otoño-invierno lluvioso favorece el crecimiento de las plantas, lo que a su vez aumenta su producción de polen en la primavera.

 

Niños: ¿Cómo saber si es alergia o asma?

 

Así, la incidencia suele ser más alta en aquellas zonas que han pasado un otoño lluvioso, con un ambiente que se espera seco y días de mucho viento en primavera y verano. En estas áreas, suelen registrarse niveles altos de polen de plátano de sombra, de gramíneas y de olivo.

Alergias primaverales: Síntomas

Los síntomas más comunes de la alergia estacional suelen ser la rinitis con picor nasal, los estornudos, la conjuntivitis con picor ocular, lagrimeo o tos seca. Según los expertos, la rinitis alérgica afecta entre el 25 – 50 % de la población mundial y su prevalencia no deja de aumentar, aunque es habitual que se subestime su impacto sobre la calidad de vida de la persona afectada.

De hecho, en la actualidad, 12 millones de personas en España son alérgicas al polen y el 20% de la población ha mostrado en algún momento sensibilidad a él.

Una afección muy relacionada con la rinitis alérgica es el asma. En este sentido, cabe destacar que no todos los casos de asma son de causa alérgica aunque la persona alérgica puede tener ambas afecciones y los síntomas superponerse, tal y como explica la pediatra Gloria Colli, a la que podéis consultar en la Tribu CSC, donde también podéis recibir asesoramiento sobre cómo paliar los síntomas de la alergia primaveral a la fisioterapeuta respiratoria Anna Ferrán.

También puedes descargar gratis la app de Criar con Sentido Común tanto para plataformas Apple como para plataformas Android, y tenéis una semana gratis para probar todas las ventajas de la membresía a la Tribu, realizar todos los cursos online disponibles y consultar a nuestros/as especialistas.

 

Descubre cómo ayudar a tu peque a respirar mejor con los consejos de una fisioterapeuta respiratoria en el Seminario Online “Mocos fuera”

 

Para mitigar los molestos síntomas de las alergias primaverales, los expertos recomiendan de forma general limitar la exposición a exteriores, no abrir las ventanas en casa ni conduciendo o llevar casco integral en caso de ir en moto. Asimismo, también se deben limitar las salidas al campo, zonas ajardinadas o parques durante la época de polinización. Pero, ¿qué hacemos si esto no funciona o si no podemos evitar tener que salir de casa?

¿Cómo aliviar los síntomas de la alergia al polen?

Según los especialistas de la Asociación Americana de Pediatría así es como debemos tratar los síntomas de las alergias:
  • Utilizar aire acondicionado (también es recomendable en hogares con bebés), para reducir la exposición al polen en casa y en el vehículo.
  • Evitar el moho que existe durante la primavera y a finales del verano, especialmente alrededor de las áreas de vegetación en descomposición. Así, los peques con alergia al moho deben evitar jugar en cúmulos de hojas muertas en el otoño.
  • Limpiar a menudo los textiles del hogar. Los ácaros del polvo se concentran en lugares donde hay abundante comida para ellos (como escamas de piel humana), por lo que se encuentran con mayor frecuencia en los muebles tapizados, ropa de cama y alfombras. Es conveniente lavar la ropa de cama cada semana en agua caliente, para matar a los ácaros del polvo.
  • Reemplazar las almohadas cada 2 ó 3 años (mejor si se sustituyen por unas anti-alérgenos).
  • Utilizar cobertores anti-alérgenos. Los muebles acolchados (colchones, somieres​, almohadas, cojines…) se deben revestir con cobertores a prueba de alérgenos con cierre/cremalleras (para que la cobertura sea total).

 

Cómo aliviar los síntomas de las alergias primaverales

 

Fuera de estas recomendaciones, también podemos usar purificadores de aire en el hogar. Estos aparatos ayudan a respirar aire limpio dentro de casa, combatiendo los alérgenos como el polen, los ácaros de polvo o la caspa de animales domésticos. Algunos también disponen de sistemas para eliminar virus y gérmenes.

Asimismo, las personas alérgicas deberían ventilar la casa solo durante las horas centrales del día (de 11:00 a 16:00h.). Y es que, según los expertos, si se sufre alergia al polen es mejor que no se abran las ventanas ni por la mañana ni por la noche (que es, precisamente, cuando tenemos costumbre de abrirlas), porque hay más pólenes en las capas bajas atmosféricas a primera y última hora del día.

Seguir las recomendaciones del pediatra

El tratamiento de las alergias y el asma de los peques debe comenzar con el pediatra. Si el facultativo lo considera necesario, referirá al niño o a la niña a un alergólogo pediátrico para realizar las pruebas y tratamientos, dependiendo de lo más o menos graves que sean los síntomas del menor.

Aunque existen muchos antihistamínicos, descongestionantes e inhaladores nasales de venta libre, es muy importante consultar antes con el pediatra para asegurarnos de que la alergia y el asma de nuestros/as hijos/as están correctamente diagnosticados y los síntomas están recibiendo el tratamiento más adecuado para cada caso.

 

Autor/a

¿Te interesa todo lo relacionado con Salud de los Progenitores?

Te regalamos UNA SEMANA GRATIS de TRIBU CSC.

El lugar donde podrás descubrir todo lo que necesitas saber sobre Salud de los Progenitores y muchos otros temas que te ayudarán en la crianza de tu hijo/a.

Únete ahora a la Tribu CSC, podrás disfrutar de mas de 120 cursos para padres y madres, 16 profesionales que resuelven tus dudas las 24h y muchísimo contenido exclusivo.

Todo un mes GRATIS. ¡SIN PERMANENCIA!

Responsable: CRIAR CON SENTIDO COMÚN S.L. NIF B67460709, Carretera Rellinars 56 de Terrassa (08225) Barcelona. [email protected]. Finalidad: Gestión de la relación con los clientes y el alta del usuario al boletín de noticias. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: The Rocket Science Group LLC d / b / a Mailchimp, para la gestion del mailing en el newsletter. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así́ como otros derechos, como se explica en la información adicional. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra web https://www.criarconsentidocomun.com/politica-de-privacidad/

0 comentarios en "Recomendaciones para aliviar los síntomas de las alergias primaverales"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

 

Síguenos en las Redes

Visit Us On FacebookVisit Us On InstagramVisit Us On TwitterVisit Us On Youtube