La nueva relación con mi bebe sin teta

Elegir el momento del destete a veces no es fácil, muchas veces surgen dudas e inseguridades

La relación que se establece entre una madre y su bebé a través de la lactancia materna es más que especial. Cuando les llega el momento de romper este vínculo (que no solo es físico, sino también emocional), muchas madres sufren una crisis en su maternidad por no saber cómo afrontar la nueva etapa tras el destete.

En mi caso, nunca me planteé cuánto tiempo le daría de mamar a mi bebé. Sabía que mi opción era la lactancia materna, pero nada más. Es muy difícil explicar qué se siente al amamantar a tu bebé, pero es más difícil aún explicar los sentimientos en los últimos meses, semanas y días antes de cortar ese lazo tan profundo que nos une.

Para mí no fue nada fácil tomar la decisión, ni tampoco llevarla a cabo. Cuento mi caso y lo que a mí me sirvió, porque os puede ayudar en este paso tan especial.

Es necesario tenerlo muy claro

Una de las cosas que más me ha servido es escoger el momento adecuado. ¿Y cómo puedes saber cuándo es el instante correcto? Pues mucha gente te va a decir qué periodos son los mejores para este tipo de cambio, pero mi respuesta es que el tiempo más idóneo es ese en el que estáis preparados tu bebé y tú. Simplemente. En este caso, considero que nadie más debe intervenir en la decisión. Cada mamá y cada bebé son un mundo.

 

 

A lo largo del periodo de lactancia se experimenten sensaciones y estados de todo tipo. Desear que la lactancia se establezca, vivir las dificultades frecuentes del principio, la alegría de haberla conseguido… Pero después también hay momentos de cansancio, de tener la sensación de que ya no puedes más, de cambios en el bebé e incluso de agitamiento. Todas son vivencias que forman parte de la historia de tu bebé y tú, y de vuestra unión.

Después de haber vivido todo esto, una vez que decidas que es el momento de poner fin a esta tapa, no lo dudes. Mira pros y contras. Intenta ver con objetividad qué es lo mejor para los dos y toma tu decisión.

Busca información y ayuda

Quizás hayas leído mucho sobre cómo empezar la lactancia materna, cómo establecerla, incluso qué no hacer si no quieres que se acabe… Sin embargo, muy pocas veces nos paramos a pensar en el momento del final. Muchas veces confías que poco a poco el niño deje de pedirla. Sin embargo, en muchas ocasiones esto no es así y la madre, junto con su bebé, tiene que tomar la decisión.

Te ayudará informarte sobre qué métodos existen y las mejores técnicas para dar el paso, escucha a los expertos y busca apoyo en otras madres que hayan pasado por la misma situación que estás viviendo tú. No te compares con nadie, porque las circunstancias de cada una pueden ser muy distintas, pero ver como otras personas han superado esta fase tan importante de la maternidad te puede aportar fuerzas. El apoyo y saber que lo estás haciendo bien (en el fin de esta etapa) es fundamental para afrontar el destete.

 

 

Mi mayor consejo es escúchate y escucha a tu bebé para saber si estáis preparados. Estar preparados siempre es una garantía de éxito. A mí y a mi hija lo que más nos sirvió es hacernos con tiempo a la idea de que había llegado el final y sobre todo adelantarle a la pequeña qué iba a pasar, cómo iba a cambiar nuestra relación y por qué…

Que ella verbalizase que iba a dejar la teti, que mamá está muy cansada, que ella ya había crecido, que ya no necesitaba todo el tiempo la teta… fue fundamental. Seguir un proceso evolutivo (que para unas madres es más corto y para otras más largo) sirve para garantizar que el paso sea lo menos traumático posible.

El sentimiento de culpa tras el destete

A pesar de todo, antes o después puede aparecer el sentimiento de culpa. En ocasiones sólo al pensar en terminar la lactancia, otras veces cuando nos sentimos incómodas al tener a nuestro bebé en la teta, incluso cuando nos sentimos egoístas por ya no poder más con la situación…

El sentimiento de culpabilidad es muy frecuente, pero a menudo injustificado. Analiza por qué has tomado la decisión, mira cómo os beneficia a los dos el cambio, toma el paso como una etapa más en vuestra relación y, sobre todo, no seas cruel contigo. Muchas veces nosotras mismas somos las que más nos autoboicoteamos.

 

Parents With Their Baby Boy On Bed At Home. Families With Child In Bed At Night At Home. Happy Famil

 

Y por último piensa: si tú no estás bien, tu bebé tampoco. Tu bebé necesita (¡y mucho!) todo lo que aporta la lactancia materna (en lo físico, psíquico y emocional), pero sobre todo te necesita a ti. A una madre feliz, con fuerzas y ganas para empezar vuestra nueva relación tras el destete. Eso es lo más importante.

¿Y ahora cómo haré con todo eso que solucionaba con la teta?

De repente te das cuenta de que lo has conseguido, que llevas 24 horas sin sucumbir a su búsqueda de tu pecho. Aún no te lo crees (yo hasta que no pasó un mes, no quise ni decirlo en alto, y hablo en plural porque es un paso de dos).

Son días duros en los que hay que mantenerse fuerte. Días difíciles en los que necesitarás apoyo de la Tribu para no desfallecer. Pero sobre todo son momentos de muchos cambios. De alguna forma hay que volver a aprender a enfrentarse a distintos momentos de la relación con tu bebé. Son periodos donde la inseguridad de mamá novata (que creías superada) vuelve a vuestras vidas.

 

 

Cuando mi hija quería dormir, lo hacía al pecho; si se caía al suelo se consolaba con la teti, también al ponerla las vacunas, si estaba malita o incluso ante un momento de vergüenza. ¿Y ahora? Pues hay que aprender nuevos recursos. No digo que sea fácil. No lo es.

Es más, cuando estás muy cansada y en la noche se despierta varias veces, llorando sin consuelo, como nunca lo ha hecho, y sabes que simplemente acercándote y dándole un poco de pecho se solucionaría, cuesta no hacerlo y mucho. Creo que son los momentos más difíciles. Pero todo pasa…

Nuestra nueva relación tras el destete

Es cierto que en algunos momentos llegas a sentir que eres una teta con piernas y en otros te agobias, como cuando estás haciendo algo y no puedes darle pecho en ese momento, y llora sin consuelo. Cuando nadie consigue dormirle si no eres tú y tu pecho. Y de repente un día todo cambia. Sigues siendo la persona más especial de su vida y le siguen brillando los ojos al mirarte, aunque ya no sea la lactancia lo que os une.

 

Aprende cómo dirigir el destete de forma respetuosa con el Seminario Online «Pautas para acompañar durante el destete»

 

Sientes que puedes con todo el primer día que se duerme después de leerle un cuento o cuando consigues calmarla con palabras de aliento, abrazos y besos. La nueva relación tras el destete ha sido uno de los momentos más delicados, complicados de gestionar y, en general, difíciles de nuestra relación (yo destete tras 28 meses de lactancia materna). Los cambios nunca son fáciles, pero ahora volvemos a estar tan bien como siempre. Unidas.

Autor/a

Revisado por:

¿Te interesa todo lo relacionado con Lactancia materna?

Te regalamos UN MES GRATIS de TRIBU CSC.

El lugar donde podrás descubrir todo lo que necesitas saber sobre Lactancia materna y muchos otros temas que te ayudarán en la crianza de tu hijo/a.

Únete ahora a la Tribu CSC, podrás disfrutar de mas de 120 cursos para padres y madres, 18 profesionales que resuelven tus dudas las 24h y muchísimo contenido exclusivo.

Todo un mes GRATIS. ¡SIN PERMANENCIA!

Responsable: CRIAR CON SENTIDO COMÚN S.L. NIF B67460709, Carrer Sant Isidre, 1 de Matadepera (08230), Barcelona. [email protected] Finalidad: Gestión de la relación con los clientes y el alta del usuario al boletín de noticias. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: The Rocket Science Group LLC d / b / a Mailchimp, para la gestion del mailing en el newsletter. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así́ como otros derechos, como se explica en la información adicional. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra web https://www.criarconsentidocomun.com/politica-de-privacidad/

0 comentarios en "La nueva relación con mi bebe sin teta"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

 

Síguenos en las Redes

Visit Us On FacebookVisit Us On InstagramVisit Us On TwitterVisit Us On Youtube