¿Se puede construir una relación con solo media hora al día?

Cuando los expertos se alinean con el capitalismo, el eslabón más débil puede sufrir

—Oye, ¿qué tal con… Ivet? Me dijiste que se llamaba Ivet, ¿no? Por eso no viniste el otro día.
—Ah sí, Ivet se llama. La verdad es que muy bien. Aunque es una pena que nos veamos poco.
—¿Y eso?
—El día que más tiempo tenemos para estar juntos llegamos casi a la hora, y saltándome las normas. Lo habitual es que pasemos una media hora al día juntos.
—¿Y eso?
—Nos lo dijo el psicólogo. Y no es el único, lo he leído en varios sitios. Que 30 minutos son suficientes.
—¿Pero suficientes para qué? ¿Qué relación se mantiene con 30 minutos al día?
—Pues eso me parecía a mí, pero su madre está también de acuerdo. Lo cierto es que estamos muy liados todo el día, y en el fondo ya nos va bien hacerlo así. Además, ya sabes, si lo dicen los expertos, algo de razón tendrán.
—Pues chico, qué quieres que te diga… a mí se me hace raro. Yo no me echo novia para pasar solo 30 minutos al día con ella. Es más, si a ella le pareciera bien me molestaría. ¿Tan poco le gusto que se conforma con media hora? ¿Tan ocupada está el resto del día? ¿Tan poco interés tienen en conocerme?
—¿Qué novia ni qué novia? Jajaja… ¿Pensabas que hablaba de una chica?
—¿De quién si no?
—¡Ivet es mi hija! ¡Tiene algo más de un año!
—…
—Jajaja, ¡qué bueno!
—Pues chico, si me hablas de tu hija, aún lo entiendo menos.

Durante muchos años, psicólogos, pediatras, pedagogos y diversos profesionales dedicados a la infancia y la crianza nos han dicho a madres y padres que con cariño, el tiempo se relativiza; que con amor, no importa tanto si pasamos más o menos tiempo con nuestros hijos; que con media hora de tiempo de calidad al día es suficiente. Que lo importante no es la cantidad, sino la calidad.

El amor no se construye así. Las relaciones merecen miradas, caricias, tiempo, comunicación y confianza, y merecen también ratos de hacer cosas banales, hablar de tonterías o de, simplemente, compartir espacio sin hacer nada especialmente productivo.

La vida no es una fiesta. La vida es la vida, y ya está. Y educar es, en gran parte, todo aquello que hacemos cuando no estamos educando. Cuando simplemente somos. Y así, observándonos, aprenden ellos a ser.

Dicen que «El roce hace el cariño»; Pues por favor, no nos roben la oportunidad de enamorarnos cada día de nuestros hijos, y por favor, no les roben la oportunidad de contar siempre con nosotros.

 

Vistas totales 111 , Vistas hoy 1 

Autor/a

¿Te interesa todo lo relacionado con Educación infantil?

Te regalamos UN MES GRATIS de TRIBU CSC.

El lugar donde podrás descubrir todo lo que necesitas saber sobre Educación infantil y muchos otros temas que te ayudarán en la crianza de tu hijo/a.

Únete ahora a la Tribu CSC, podrás disfrutar de mas de 120 cursos para padres y madres, 18 profesionales que resuelven tus dudas las 24h y muchísimo contenido exclusivo.

Todo un mes GRATIS. ¡SIN PERMANENCIA!

Responsable: CRIAR CON SENTIDO COMÚN S.L. NIF B67460709, Carrer Sant Isidre, 1 de Matadepera (08230), Barcelona. [email protected] Finalidad: Gestión de la relación con los clientes y el alta del usuario al boletín de noticias. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: The Rocket Science Group LLC d / b / a Mailchimp, para la gestion del mailing en el newsletter. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así́ como otros derechos, como se explica en la información adicional. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra web https://www.criarconsentidocomun.com/politica-de-privacidad/

0 comentarios en "¿Se puede construir una relación con solo media hora al día?"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

 

Síguenos en las Redes

Visit Us On FacebookVisit Us On InstagramVisit Us On TwitterVisit Us On Youtube