La urticaria no siempre es alergia

La urticaria aguda puede durar hasta seis semanas

Cuando vemos ronchas, panes o habones, típicos de una urticaria, todos pensamos inmediatamente en una alergia. Lo hacemos porque las alergias clásicas, las mediadas por anticuerpos de tipo IgE, se manifiestan con mucha frecuencia como una urticaria. Un niño alérgico a la leche, por ejemplo, prueba un helado que sin saberlo contiene leche y se le llena inmediatamente la cara de ronchas. Todo el mundo sabe que ha sido una reacción alérgica: hay un alimento sospechoso, un niño alérgico y ronchas. La conclusión es clara y evidente. Sin embargo, no todas las urticarias son de causa alérgica.

El diagnóstico de urticaria

La urticaria se diagnostica cuando se ven las típicas ronchas. Son zonas elevadas de la piel, de color rojizo y que pican mucho. Pueden tener forma redondeada o irregular y lo más típico es que pueden desaparecer en minutos u horas, pero vuelven a aparecer en otros lugares del cuerpo. Ésta característica es tan importante que si una roncha en concreto dura más de 24 horas en el mismo sitio, a lo mejor no es una urticaria.

La urticaria puede ser aguda, cuando dura poco tiempo, y crónica cuando se prolonga un poco más, pero las urticarias agudas pueden durar incluso hasta 6 semanas. Seis semanas durante las cuales las ronchas van apareciendo y desapareciendo para desesperación de los padres, que no saben qué hacer para aliviar los picores (además de administrar el tratamiento que prescriba el médico), y del niño que no puede dejar de rascarse.

Salvo que tengamos una sospecha clara de causa alérgica, normalmente no está justificado hacer estudios para identificar la causa de una urticaria. Como una urticaria aguda puede durar hasta 6 semanas, si no hay una sospecha clara de alergia, no es necesario hacer ninguna prueba hasta pasado ese tiempo. Puede parecer poco, pero a veces esa espera se hace interminable.

La urticaria desaparece sola

No está justificado hacer ningún estudio antes, porque la mayoría de las urticarias desaparecen solas y no requieren más actuaciones que un tratamiento sintomático, generalmente antihistamínicos, y en los casos más graves, incluso corticoides. Las causas más frecuentes de urticarias no alérgicas son, en niños, las infecciones. Pueden ser infecciones víricas, por bacterias o por parásitos, aunque lo más habitual es que sean infecciones respiratorias producidas por virus: los típicos resfriados.

Algunas causas más raras de urticaria son las urticarias físicas (la roncha sale, por ejemplo, después de un arañazo en la piel), por ejercicio, por agua (sí, eso existe… aunque parezca una mala excusa de gente sucia, hay personas que se llenan de ronchas cuando se duchan), algunas formas hereditarias (pero en este caso hay antecedentes familiares) y otras causas aún más raras.

¿Y si le vemos una urticaria?

Si tu hijo (que no es alérgico a nada) de pronto se queja de picores y le ves ronchas, intenta identificar si es posible que haya sido una reacción alérgica. ¿Ha comido algo nuevo o de aspecto “raro”? ¿Ha tocado alguna planta o animal desconocido? ¿Le ha picado algo, una avispa o una abeja? ¿Tiene algún otro síntoma de alergia como dificultad respiratoria, respiración ruidosa (sibilancias o pitos en el pecho), vómitos o dolor abdominal como cólicos?

Si además de las ronchas le cuesta respirar, tiene vómitos o dolor abdominal o se pone pálido y sudoroso, puede estar desarrollando una reacción anafiláctica que requiere atención inmediata. Hay que acudir a urgencias inmediatamente.

Si la reacción se limita a las ronchas, incluso si sospechamos una reacción alérgica, no es necesario correr a urgencias, pero sí es interesante intentar buscar la causa desencadenante y hacer fotos de la cara y las ronchas que veamos. Así podremos valorar la evolución posterior, y enseñárselas al médico, por si han desaparecido cuando consultamos (lo que es muy habitual).

¿Quieres saber más sobre alergias alimentarias?

Si este tema te preocupa, o si simplemente quieres saber más sobre cómo detectar las alergias, y sobre cómo actuar en caso de que aparezcan síntomas, el próximo 14 de enero impartiremos un Seminario Online para hablar de este tema, titulado “Cómo detectar una alergia alimentaria”. Si quieres apuntarte puedes hacerlo aquí, y recuerda que si formas parte de la comunidad “Criar con Sentido Común” puedes verlo sin coste añadido.

Fotos | Derm Pics, Life With Gremlins

No te pierdas los nuevos posts de nuestro blog!

Introduce tu correo y te avisaremos de nuevos posts en el blog de Criar con Sentido Común


Esto no es todo. Un Grupo de apoyo virtual y Seminarios Online gratuitos te están esperando si te unes a la Comunidad "Criar con Sentido Común"


Más Información

0 comentarios en "La urticaria no siempre es alergia"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *