La vitamina K en el recién nacido, ¿por qué se le administra?

La vitamina K se administra a todos los recién nacidos para prevenir hemorragias, un problema poco frecuente pero grave

Quizá hayas oído que a los bebés recién nacidos se les pone vitamina K o hayas leído en el plan de parto que puedes optar por varias opciones de administración, y te hayas preguntado por qué es tan importante esta vitamina para tu bebé.

La vitamina K en el recién nacido

La vitamina K se adquiere a través de los alimentos (verduras de hoja verde, brócoli, yema de huevo…) en su mayoría y una pequeña parte se sintetiza en el intestino gracias a nuestra microbiota (antiguamente llamada flora intestinal o “bacterias buenas”). Pero esta pasa con mucha dificultad desde la sangre de la madre a través de la placenta hacia el bebé y además se almacena poca en su hígado.

 

La vitamina K en el recién nacido

 

Por tanto, los recién nacidos tienen una cantidad de vitamina K mucho menor que la de un adulto, ya que su microbiota aún no está desarrollada por completo al nacer, y por tanto no pueden sintetizar esa vitamina K de forma eficaz. Pero, ¿por qué es tan importante? Pues porque se necesita para formar algunos factores de coagulación, es decir, sustancias que se encargan de parar una hemorragia si se diera el caso.

Enfermedad hemorrágica del recién nacido

Se trata de una enfermedad que causa hemorragias en distintas partes del cuerpo del bebé (cráneo, piel, intestino, estómago, etc.) y se produce por distintos motivos.

Hay causas hereditarias (problemas de coagulación como la hemofilia) y otras adquiridas que son las más frecuentes (déficit de vitamina K, problemas hepáticos, mala absorción de nutrientes en el intestino, uso de antibióticos de forma prolongada, traumatismo durante el parto…).

 

La vitamina K en el recién nacido

 

Dependiendo de en qué momento se produzca esta hemorragia, la enfermedad se clasifica en:

  • Temprana (menos de 24 horas de vida): se piensa que está relacionada con el uso de medicación durante el embarazo que interfieren en el metabolismo de la vitamina K y, por tanto, pasa menos aún a través de la placenta (algunos medicamentos para la epilepsia, para la tuberculosis, etc.), aunque no está claro que sean la causa directa.
  • Clásica (<24 horas y hasta los 7 días de vida): relacionada con alguna intervención quirúrgica, sangrado del ombligo o sangrado intestinal. La hemorragia cerebral es poco frecuente.
  • Tardía (entre los 7-14 días y los 6 meses de edad): sin duda la más preocupante, suele presentarse como hemorragia intracraneal. Se relaciona con ausencia de una profilaxis correcta de vitamina K o una mala absorción intestinal de la misma.

¿Esto quiere decir que todos los recién nacidos que no reciben vitamina K van a tener una hemorragia? Desde luego que no, si fuera así la especie humana se hubiera extinguido. La incidencia, sin profilaxis de vitamina K1 se estima, en la forma clásica en 1700/100.000 (1/59) en recién nacidos y en la forma tardía en 4-10/ 100.000 bebés en nuestro entorno (en países con menos recursos puede llegar a 80/100.000).

 

Averigua todo lo que debes saber sobre las vacunas de la Meningitis B, tetravalente y Rotavirus de la mano de Armando Bastida en el Seminario Online «Las vacunas no financiadas»

 

El problema es que esta patología es poco frecuente, pero puede ser muy grave cuando ocurre, por eso se recomienda administrar la profilaxis a todos los recién nacidos.

La implantación de la administración de una dosis de vitamina K1 vía intramuscular tras el parto ha conseguido reducir las cifras de hemorragia clásica y tardía hasta < 0,2/100.000 recién nacidos, aunque también está la opción de administrarla vía oral… Pero ¿cuál de las dos es mejor? Eso no lo puedo decidir por ti, pero puedo darte información para que te sea más fácil hacerlo.

Vitamina K1 intramuscular

Se trata de una sola inyección intramuscular de 1mg de vitamina K1 en el muslo del bebé (en prematuros se recomienda adecuar la dosis al peso del bebé).

Ventajas

  • Es eficaz en la prevención de las hemorragias clásica, tardía y se piensa que incluso temprana, ya que hace efecto en dos horas tras su aplicación. Se debe respetar el piel con piel de al menos 60 minutos y pedir permiso SIEMPRE.
  • Es la forma recomendada por excelencia en todas las guías de práctica clínica por su eficacia. Es sencilla y barata para el sistema sanitario.
  • No depende de la absorción intestinal.
  • Es solo una dosis.

 

La vitamina K en el recién nacido

 

Inconvenientes

  • Dolor: aunque la aguja es fina, no deja de ser desagradable para el bebé. Este punto se puede paliar poniendo al bebé al pecho durante el proceso, teniéndolo en brazos o usando tetinas si no das lactancia materna.
  • Complicaciones de la punción: hematoma, dolor, infección, daño neuro muscular muy poco frecuente (ningún caso en 420.000 punciones).
  • Relación con cáncer infantil: pese a que en 1992 un estudio relacionó la administración de vitamina K intramuscular (preparados inyectables antiguos) con el cáncer infantil, no ha sido corroborado en otros estudios; de hecho, estudios del 2002 no encuentran ninguna evidencia que relacione la leucemia ni los tumores con la aplicación intramuscular y actualmente se considera segura.

 

La vitamina K en el recién nacido

 

Vitamina K oral

Las pautas que han demostrado mayor eficacia son:

  • 3 dosis de 2mg (al nacimiento, 2-4 semanas y 6-8 semanas)
  • 1 dosis de 2 mg al nacimiento y una dosis semanal de 1 mg hasta las 12 semanas.

Ventajas

  • Evitas el pinchazo y sus posibles complicaciones.

 

La vitamina K en el recién nacido

 

Inconvenientes

  • Necesitas cumplir la pauta de administración de forma correcta, ya que el no hacerlo está relacionado con aumento de riesgo de la hemorragia tardía.
  • Su absorción se puede ver alterada en caso de mala absorción intestinal o problemas hepáticos, aunque le estés dando la pauta adecuadamente. Por desgracia estas patologías muchas veces pasan desapercibidas las primeras semanas de vida.
  • Si el bebé vomita la dosis en la hora posterior, hay que volver a administrarla.
  • La eficacia de la inyección intramuscular aún se considera superior que la oral frente a la hemorragia tardía, aunque los últimos estudios sugieren que no hay diferencia significativa entre las dos (0,2/100.000 con IM frente a 0,7-0,9/100.000 oral).
  • No está recomendada para bebés prematuros (tienen mayor riesgo de hemorragia 1,7% en los recién nacidos a término frente al 10-20% prematuros), con problemas hepáticos, mal estado general, problemas intestinales que dificulten su absorción o bebés cuyas madres hayan tomado medicamentos que dificulten el metabolismo de la vitamina K.

 

Recién nacido de bajo peso: qué debemos tener en cuenta

 

Por supuesto, en todo momento la decisión es vuestra. No olvidéis dejar constancia de ello en el plan de parto o comunicárselo a los profesionales sanitarios para esas preferencias sean respetadas. Y si tenéis dudas al respecto, os esperamos en la Tribu CSC para atenderos.

 

Autor/a

¿Te interesa todo lo relacionado con Salud infantil?

Te regalamos UN MES GRATIS de TRIBU CSC.

El lugar donde podrás descubrir todo lo que necesitas saber sobre Salud infantil y muchos otros temas que te ayudarán en la crianza de tu hijo/a.

Únete ahora a la Tribu CSC, podrás disfrutar de mas de 120 cursos para padres y madres, 19 profesionales que resuelven tus dudas las 24h y muchísimo contenido exclusivo.

Todo un mes GRATIS. ¡SIN PERMANENCIA!

Responsable: CRIAR CON SENTIDO COMÚN S.L. NIF B67460709, Carretera Rellinars 56 de Terrassa (08225) Barcelona. info@criarconsentidocomun.com. Finalidad: Gestión de la relación con los clientes y el alta del usuario al boletín de noticias. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: The Rocket Science Group LLC d / b / a Mailchimp, para la gestion del mailing en el newsletter. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así́ como otros derechos, como se explica en la información adicional. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra web https://www.criarconsentidocomun.com/politica-de-privacidad/

0 comentarios en "La vitamina K en el recién nacido, ¿por qué se le administra?"

    Deja un mensaje

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    ÚNETE A LA TRIBU CSC
    (1 mes de prueba gratis)
     

    Síguenos en las Redes

    Visit Us On FacebookVisit Us On InstagramVisit Us On TwitterVisit Us On Youtube