Mi hijo no quiere estudiar, ¿qué hago para motivarle?

No todos los niños encajan del mismo modo en nuestro sistema educativo

Artículo publicado el 18 Oct 2021 - Este artículo ha sido revisado y actualizado con fecha 2 mayo, 2024

A mi hija no le gusta el cole. Mi hijo no quiere estudiar. Todos los días tenemos una pelea para que se siente a hacer los deberes. Es que no estudia, no se esfuerza, no está motivada/o… Muchas familias se encuentran en su día a día con esta problemática.

S.O.S. Mi hijo no quiere estudiar

La Educación Primaria y Secundaria es, además de un derecho y una oportunidad única de desarrollo personal, una obligación. La única manera de garantizar que todas las niñas y los niños tengan acceso a la educación para fomentar la igualdad de oportunidades, es hacer obligatoria las etapas educativas principales. 

De los seis a los 16 años, niños y niñas deben estar escolarizados y cursar sus estudios. Sin embargo, nuestro sistema educativo es el que es; se priorizan unas destrezas sobre otras y no se valoran con igual grado de importancia todas las inteligencias que el ser humano puede desarrollar.

 

 

Esto, unido a que cada peque tiene sus características personales, sus capacidades diversas y sus propios intereses, hacen que algunos niños y niñas se sientan muy desmotivados con la escuela y no disfruten de su proceso de aprendizaje

 No es una actividad opcional de la que puedan prescindir si les apetece, así que a las familias nos toca plantearnos…

¿Qué puedo hacer si mi hijo no quiere estudiar?

En primer lugar, es importante entender que no todos los niños encajan en este sistema educativo. La mayor parte del tiempo en una escuela, lo pasan sentados frente a una pizarra, cuando una de las necesidades básicas y prioritarias de la infancia es el movimiento. 

Además, el sistema educativo establece contenidos y objetivos concretos para cada curso, por lo que difícilmente se respetan los ritmos evolutivos de cada peque, salvo los casos concretos en que se diagnostican necesidades específicas de apoyo educativo. 

De esta manera, muchas niñas y niños, acaban por “odiar” algunas asignaturas, simplemente porque se ven forzadas/os a integrar aprendizajes para los cuales aún no tienen la madurez necesaria

 

Mi hijo no quiere estudiar: ¿Qué hago para motivarle?

 

Además de todo esto están, por supuesto, los intereses personales de cada niño/a. No a todo el mundo le interesan las mismas cosas y puede haber asignaturas que sean más motivadoras que otras, simplemente por una cuestión de intereses y gustos personales.

Que te toque una niña a la que le guste estudiar o ir al colegio es como que te toque un bebé que duerma del tirón toda la noche, cuestión de suerte. Pero del mismo modo, no hay nada mal en un bebé que llora tampoco lo hay en un niño que no quiere estudiar

Entendiendo, por lo tanto, que a nuestro/a hijo/a no tiene por qué gustarle estudiar y que, aún así, deberá hacerlo, nos tocará tirar de honestidad y explicarles que los estudios no son algo opcional, que es algo que deben realizar y que, además, es fundamental para su crecimiento y su desarrollo personal.

Y, al mismo tiempo, validar sus emociones, decirles que entendemos que es un rollo tener que hacer cosas que no nos gustan por obligación; y buscar, de manera conjunta, un plan de acción para que podamos encontrar el equilibrio de manera que los deberes o los estudios no se conviertan en una lucha diaria en nuestra casa y que nuestros hijos también tengan tiempo para dedicar a las actividades que les interesan. 

 

 

¿Cómo motivar a tu hijo en los estudios?

La motivación extrínseca es siempre un sucedáneo de la motivación propia. Yo no necesito que nadie me ayude a motivarme para escribir porque me gusta hacerlo. La motivación “prestada” de otras personas nunca será igual de fuerte o poderosa que lo es la motivación personal; pero, aún así, algo tenemos que hacer para ayudar a nuestras hijas e hijos a sobrellevar mejor su responsabilidad escolar. 

Algunas ideas que podemos poner en práctica para motivar a nuestros hijos en los estudios son:

Realizar actividades lúdicas

El juego es el lenguaje natural de la infancia. Cualquier tipo de actividad de cualquier materia puede convertirse en un juego: sudokus, dominós, memory cards, manualidades… es cuestión de encontrar qué tipo de actividad es la que más motiva a cada peque y echarle imaginación y creatividad al asunto. 

 

Mi hijo no quiere estudiar: ¿Qué hago para motivarle?

 

Integrar los aprendizajes en nuestro día a día

No hay nada más motivador que descubrir la utilidad de los aprendizajes e integrarlos en nuestra vida diaria: ¿Cuánto tienen que darnos de vuelta en la papelería si el ticket es de 12,35 € y hemos pagado con un billete de 10 y otro de 5? ¿Qué pone en ese letrero? Podemos aprovechar cualquier ocasión que se presente para poner en práctica los aprendizajes que van adquiriendo en la escuela. 

Ofrecer actividades desglosadas en pequeños pasos

Cuando al niño o a la niña le cuesta seguir el ritmo del cole en algún campo de conocimiento, es probable que experimenten la frustración de enfrentarse a tareas que aún sienten como metas inalcanzables o que se abrumen ante la complejidad de algunas actividades. Desglosarla en pequeños pasos y plantearles ir paso a paso puede ayudarles a enfrentarse a estos retos con más seguridad y, sobre todo, con nuestro acompañamiento emocional

 

Mi hijo no quiere estudiar: ¿Qué hago para motivarle?

 

Centrarnos en sus intereses personales

Se pueden sumar manzanas o se pueden sumar minions, o muñecos de Among Us, o caballos, o unicornios… Integrar sus gustos y sus intereses en las tareas escolares no las hará más fáciles ni más divertidas, pero puede ser un aliciente que nos ayude a aumentar la motivación que estamos intentando fomentar. 

Establecer rutinas

Las rutinas siempre ayudan porque aportan estabilidad y estructura y, al mismo tiempo, evitan las luchas de poder ya que simplemente tenemos que recordar cuál fue el tiempo que acordamos previamente que estaría dedicado a la realización de las tareas del cole. Si aún son pequeños para tener sentido del tiempo y saber que ya es la hora que acordamos podemos realizar una tabla o, incluso, un reloj de rutinas que nos ayude a visualizar ese momento. 

En definitiva, como siempre decimos en Disciplina Positiva, amabilidad y firmeza. Amabilidad para conectar con sus necesidades y sus intereses; y firmeza para garantizar que aprendan todo lo necesario para la vida.

 

Descubre cómo educar con respeto y sin gritos, lágrimas ni castigos, mediante la Disciplina Positiva en nuestro Curso Online “Educación Respetuosa y Disciplina Positiva”

 

Si aun así tu peque no quiere estudiar y da igual la de ideas que se te ocurran porque no consigues motivarle con éxito, te esperamos en la Tribu CSC para darte recomendaciones a medida.

Además, podéis descargar gratis la app de Criar con Sentido Común tanto para plataformas Apple como para plataformas Android, y tenéis una semana gratis para probar todas las ventajas de la membresía a la Tribu, realizar todos los cursos online disponibles y consultar a nuestros/as especialistas.

 

Autor/a

¿Te interesa todo lo relacionado con Educación infantil?

Te regalamos UNA SEMANA GRATIS de TRIBU CSC.

El lugar donde podrás descubrir todo lo que necesitas saber sobre Educación infantil y muchos otros temas que te ayudarán en la crianza de tu hijo/a.

Únete ahora a la Tribu CSC, podrás disfrutar de mas de 120 cursos para padres y madres, 16 profesionales que resuelven tus dudas las 24h y muchísimo contenido exclusivo.

Todo un mes GRATIS. ¡SIN PERMANENCIA!

Responsable: CRIAR CON SENTIDO COMÚN S.L. NIF B67460709, Carretera Rellinars 56 de Terrassa (08225) Barcelona. [email protected]. Finalidad: Gestión de la relación con los clientes y el alta del usuario al boletín de noticias. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: The Rocket Science Group LLC d / b / a Mailchimp, para la gestion del mailing en el newsletter. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así́ como otros derechos, como se explica en la información adicional. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra web https://www.criarconsentidocomun.com/politica-de-privacidad/

0 comentarios en "Mi hijo no quiere estudiar, ¿qué hago para motivarle?"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

 

Síguenos en las Redes

Visit Us On FacebookVisit Us On InstagramVisit Us On TwitterVisit Us On Youtube