Fiebre en los niños

La fiebre ayuda a los peques a combatir infecciones y no siempre es necesario tratarla

La fiebre en los niños trae de cabeza a muchos padres y madres durante los primeros años de vida. Pero su manejo es más fácil de lo que parece. Descubre todo lo que necesitas saber cuando tu niño tiene fiebre: cómo bajar la fiebre, qué grado de temperatura es peligroso, cuánto tiempo puede durar y, sobre todo, cuándo debemos realmente acudir al médico.

¿Cuándo se considera fiebre en niños? ¿A partir de cuánto es fiebre?

Para hablar de algo, primero tenemos que definirlo: ¿Con qué temperatura tiene fiebre un niño? ¿A partir de cuántos grados se considera fiebre? Muchos padres piensan que 37 ºC es fiebre en niños y esa temperatura es normal. Se considera fiebre una elevación de la temperatura corporal por encima de 38ºC rectal o 37,5ºC axilar.

 

 

El termómetro rectal es el más fiable y es el que se prefiere en bebés y niños pequeños para asegurarnos una medición más exacta. En niños mayores se puede poner el termómetro en la axila con resultados aceptables. Los termómetros que miden la temperatura en la oreja, en la frente o a distancia no se correlacionan bien con la verdadera temperatura del cuerpo. Nos pueden servir para hacer un seguimiento, porque son más rápidos y mejor aceptados, pero sabiendo que tienen limitaciones en cuanto a la exactitud de los datos.

¿Por qué se produce la fiebre?

La fiebre aparece en muchas enfermedades aunque en los niños generalmente es la respuesta del organismo a una infección. Puede ser una infección vírica de las habituales en los niños, que no precisan tratamiento y se van solas en unos pocos días, o una infección bacteriana de gravedad variable pero que puede precisar tratamiento con antibióticos. 

 

 

La fiebre es un mecanismo de defensa del organismo ya que los gérmenes se reproducen más fácilmente a la temperatura normal del cuerpo y cuando la temperatura se eleva por la fiebre, los virus o las bacterias tienen menos facilidad para reproducirse y enfermarnos.

¿Es buena la fiebre para los niños?

La fiebre podría ayudar a combatir la infección, pero su efecto tampoco es demasiado importante y su presencia generalmente se acompaña de un malestar que puede ser llamativo. El niño solo quiere dormir, no tiene interés por comer ni jugar y se encuentra irritable y molesto.

En estos casos estaría indicado ayudar a bajar la temperatura para que se encuentre mejor. Si la fiebre no parece afectarle y está comiendo bien, jugando y corriendo como si nada pasara, no es realmente necesario tratarla, ya que estaría ayudando a combatir la infección.

 

 

Tampoco es lo mismo la fiebre en un bebé o en un niño de dos años. O una fiebre sin causa aparente, una fiebre sin síntomas, que una fiebre que se acompaña de tos, vómitos o dolor de cabeza. Un bebé de menos de 3 meses tiene que ser valorado siempre por un médico si tiene fiebre. No podemos esperar a ver si desarrolla algún síntoma o si le baja la fiebre con el antitérmico.

Las defensas de los más pequeños no están aún bien desarrolladas y una infección bacteriana puede evolucionar rápidamente y complicarse sin dar muchos síntomas. Un bebé más mayorcito, hasta los dos o tres años, puede presentar fiebre sin ningún otro síntoma. En estos casos podemos esperar un poco antes de consultar si lo vemos bien y la fiebre no supera los 39ºC.

 

 

No podemos decir cuántos días de fiebre es “normal” que tenga un niño. A veces la fiebre dura unas horas o un día, por algún virus efímero (como yo lo llamo), si las defensas del niño actúan muy pronto y la infección pasa sin pena ni gloria.

Otras veces dura tres días y cuando finalmente baja, aparece un sarpullido después de la fiebre por una infección conocida como exantema súbito que no tiene ninguna importancia más allá de esos días de fiebre alta que nadie sabe a qué se debe. O podemos tener al niño 5 días seguidos con fiebre, incluso una semana. En estos casos, aunque veamos al niño bien, no está de más consultar con su pediatra.   

¿Cómo bajamos la fiebre en los niños?

Teniendo siempre presente que el objetivo no es bajar la temperatura a toda costa, podemos hacer varias cosas para bajar la fiebre si lo vemos necesario. No se trata de darle un antitérmico porque tiene 40ºC de fiebre, sino de dárselo porque está molesto y no se encuentra bien. En primer lugar vamos a dejarlo fresquito, con poca ropa. En verano el pañal o la ropa interior es suficiente, en invierno un pijama ligero.

Tapar a los niños cuando están con fiebre hará más difícil que pierdan el exceso de temperatura y tardará más en bajar la fiebre. Tampoco es necesario bañar a un niño que está con fiebre, porque aunque es posible que la temperatura baje un poco, seguramente no será un momento agradable y si la diferencia de temperatura es muy grande tendrá escalofríos y pasará frío sin necesidad.

 

urgencias-estado-alarma
Aprende a detectar qué síntomas sirven de alerta en un bebé y cómo actuar cuando tu peque está enfermo/a con nuestro Seminario Online «¿Cuándo ir a urgencias?»

 

También podemos utilizar algún antitérmico, como el paracetamol o el ibuprofeno calculando las dosis según el peso. Aunque el paracetamol es de primera elección en caso de fiebre aislada, no hay ningún problema en usar ibuprofeno en mayores de seis meses si a nuestro niño le gusta más, lo tolera mejor o nos resulta más cómodo.

La fiebre es solo un síntoma como reacción del cuerpo a una infección. Por sí misma no nos indica la gravedad de la infección y solo se debe tratar si produce malestar. Un bebé pequeñito con fiebre debe ser valorado por un médico cuanto antes, pero con un niño mayor que se encuentra bien podemos esperar a ver la evolución si no hay manchitas en la piel, vómitos persistentes, intenso dolor de cabeza o algún otro síntoma que nos preocupe.

 

Autor/a




Más Información sobre el Descuento del Black Friday aquí

¿Te interesa todo lo relacionado con Salud infantil?

Te regalamos UN MES GRATIS de TRIBU CSC.

El lugar donde podrás descubrir todo lo que necesitas saber sobre Salud infantil y muchos otros temas que te ayudarán en la crianza de tu hijo/a.

Únete ahora a la Tribu CSC, podrás disfrutar de mas de 120 cursos para padres y madres, 18 profesionales que resuelven tus dudas las 24h y muchísimo contenido exclusivo.

Todo un mes GRATIS. ¡SIN PERMANENCIA!

Responsable: CRIAR CON SENTIDO COMÚN S.L. NIF B67460709, Carrer Sant Isidre, 1 de Matadepera (08230), Barcelona. [email protected] Finalidad: Gestión de la relación con los clientes y el alta del usuario al boletín de noticias. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: The Rocket Science Group LLC d / b / a Mailchimp, para la gestion del mailing en el newsletter. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así́ como otros derechos, como se explica en la información adicional. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra web https://www.criarconsentidocomun.com/politica-de-privacidad/

2 comentarios en "Fiebre en los niños"

  1. Gracias por hablar de este tema, en casa mi sobrino es pequeño y un par de veces nos ha asustado con accesos de fiebre que afortunadamente, siempre hemos podido controlar. La mayor parte del tiempo es un niño muy sano, pero mi hermana es mamá primeriza y aun necesita toda la ayuda posible. Voy a recomendarle que se de una vuelta por su blog. ¡Saludos!

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

 

Síguenos en las Redes

Visit Us On FacebookVisit Us On InstagramVisit Us On TwitterVisit Us On Youtube