Día Mundial de las ONG’s – Voluntariado infantil: Ayudar a otros ayuda a los niños a “florecer”, según un estudio

Los niños que dedican parte de su tiempo libre al trabajo voluntario no solo ayudan a los demás, sino también a sí mismos

Artículo publicado el 5 Jul 2023 - Este artículo ha sido revisado y actualizado con fecha 27 febrero, 2024

Es la conclusión a la que ha llegado un nuevo estudio que demuestra que los niños y niñas que pasan tiempo en el servicio comunitario a menudo prosperan, física y mentalmente mejor que aquellos que no lo hacen.

Promover el voluntariado como medida de salud pública

Es más, en general, los niños y niñas que se ofrecieron como voluntarios el año pasado tenían una mejor salud física, una perspectiva más positiva de la vida y menos propensión a tener ansiedad, depresión o problemas de comportamiento que sus compañeros que no hicieron trabajo voluntario.

Aunque los hallazgos, publicados en la revista ‘JAMA Network Open’, no concluyen si los menores que ya tenían una puntuación alta en la escala de bienestar podrían haber sido más propensos a ser voluntarios. “No podemos decir que esto sea causa y efecto”, dijo el investigador principal Kevin Lanza, profesor asistente de la Facultad de Salud Pública de UTHealth Houston.

 

¿Qué alternativas hay a la universidad?

 

Dicho esto, Lanza cree que los hallazgos sientan las bases para un estudio que siga a los niños y niñas a lo largo del tiempo, para ver si el voluntariado promueve un mejor bienestar físico y mental en el futuro. Por supuesto, ya hay muchas razones para fomentar el voluntariado, señala Lanza, pero si también beneficia el bienestar de los jóvenes voluntarios, entonces sería beneficioso para todos, incide el experto.

“Podría haber una gran oportunidad para promover el voluntariado como medida de salud pública“, dijo Lanza.

Los niños que realizan un voluntariado tienen mejor salud física y mental

Muchos estudios a lo largo de los años han relacionado el voluntariado con una mejor salud física y mental, pero casi todos se han centrado en adultos, a menudo adultos mayores. Un par de estudios han encontrado que los voluntarios adolescentes pueden tener mejor salud y más participación en la escuela que sus compañeros. Pero los estudios involucraron solo a pequeños grupos de adolescentes.

Entonces, el equipo de Lanza decidió profundizar en los datos de una encuesta nacional de larga duración que rastrea la salud y el bienestar de los niños y adolescentes de EE.UU. Se enfocaron en casi 52.000 niños de 6 a 17 años que formaron parte del período de encuesta 2019-2020.

 

¿Qué alternativas hay a la universidad?

 

En general, un tercio de los niños y un poco más de la mitad de los adolescentes habían hecho trabajo voluntario en el último año, según las respuestas de los progenitores.

Ayudar a otros es ayudarse a uno mismo: Hasta un 35% menos de riesgo de depresión o ansiedad y menos problemas de conducta

En general, esos padres otorgaron calificaciones más altas al bienestar de sus hijos que los padres cuyos hijos no hicieron trabajo voluntario. Tenían un tercio más de probabilidades de decir que su hijo gozaba de una salud “muy buena” a “excelente”, y entre un 18% y un 35% menos de probabilidades de decir que su hijo había lidiado con depresión o ansiedad, o tenía problemas de conducta en el año pasado.

Los niños que se ofrecieron como voluntarios también tenían un 66% más de probabilidades de ser “florecientes”, lo que, según Lanza, podría resumirse como un “impulso general por la vida”. En esta encuesta, el florecimiento de los niños se basó en cómo los padres respondieron preguntas sobre la curiosidad de sus hijos, la voluntad de llevar a cabo las tareas y la capacidad de mantener la calma frente a los desafíos.

De tal palo tal astilla: Los valores de los padres se transmiten a los hijos

Ying Chen, científico investigador en el Centro para la Salud y la Felicidad de la Universidad de Harvard, elogió el enfoque del estudio en los niños y la forma en que analizó múltiples facetas del bienestar, pero, al igual que Lanza, advirtió sobre la cuestión de causa-efecto. Por un lado, dijo Chen, los padres que alientan a sus hijos a ser voluntarios probablemente sean “prosociales” y ellos mismos pueden ser bastante saludables y felices.

 

Voluntariado infantil: Ayudar a otros hace florecer a los niños

 

También anotó que los resultados del estudio se basan en los informes de los padres, que pueden tener cierto sesgo. Hechas esas advertencias, también hay razones para creer que el voluntariado puede mejorar el bienestar de los niños, dijeron ambos investigadores.

Niños voluntarios, adultos comprometidos socialmente

Si el voluntariado “saca a los niños de sus dispositivos” digitales y “los lleva al mundo” real, explica Lanza, adquieren el compromiso social, un tipo muy particular de compromiso: con otras personas que quieren trabajar por un propósito común y positivo.

“El voluntariado es la construcción de la comunidad”, incide Lanza. Y con los niños más pequeños, señaló, cualquier trabajo voluntario probablemente involucrará a sus padres u otros adultos en sus vidas, ya sea plantando árboles, ayudando a limpiar el parque del vecindario o empacando cajas de alimentos donados. La oportunidad de pasar más tiempo con ese progenitor prosocial, en acción, podría impulsar el bienestar de los niños, señala Lanza.

Eso sí, no se debe obligar a ningún niño a ser voluntario, tal y como enfatizaron ambos investigadores. Lo importante, explica Lanza, es que todos los niños y niñas, independientemente de los ingresos y recursos familiares, tengan la oportunidad ya que, históricamente, tal y como señala el especialista, el voluntariado ha sido un “artículo de lujo” realizado por personas con el tiempo y medios para ello. Un error muy común ya que todos podemos aportar recursos de muchos tipos diversos en función de nuestras posibilidades (materiales, donaciones económicas, tiempo y esfuerzo, etc.).

 

Voluntariado con niños: Solidaridad con los más pequeños

 

“La sociedad debe tener la responsabilidad de hacer que las oportunidades de voluntariado sean más accesibles“, según Lanza, que hace hincapié en que esto es especialmente cierto si esas oportunidades también benefician el bienestar de los voluntarios. Al fin y al cabo, participar en un voluntariado significa luchar contra situaciones que no son justas y aportar nuestro compromiso y solidaridad a los que se ayuda.

¿Qué voluntariado pueden hacer los niños?

¿Cuáles son las actividades de voluntariado? ¿Qué tipo de voluntariado existe? Hay muchas oportunidades de realizar voluntariado en familia en diversas áreas. En este sentido, el voluntariado con niños en España tiene una amplía oferta de actividades. Una buena idea es dejar que sean los peques quienes elijan en función de sus preferencias e intereses personales.

¿Qué edad hay que tener para ser voluntario? Depende de la actividad elegida y grado de desarrollo, madurez y habilidades cognitivas de nuestros peques. Pero, en general, hay muchas opciones para realizar un voluntariado con niños en verano. De hecho, muchas entidades promueven actividades para que nuestros propios hijos participen en actividades de voluntariado. En Cruz Roja Juventud, por ejemplo, los niños pueden ser voluntarios desde los 6 años. ¡Y este puede ser incluso online! Además, no es necesario tener formación porque la propia entidad forma a las personas interesadas.

El voluntariado para niños puede tener muchos beneficios para ellos. Por ejemplo, les permite probar algo nuevo y les ayuda a conocer otras realidades y comprender que en el mundo en el que vivimos hay injusticias. Es una forma de ir creando conciencia social en ellos. Además, pondrán en práctica la responsabilidad y aprenderán a hacer frente a situaciones de emergencia (por ejemplo, ayudar a las personas que lo han perdido todo por un incendio, riada o un terremoto).

 

Voluntariado infantil: Ayudar a otros hace florecer a los niños

 

Los niños y niñas pueden practicar el voluntariado de distinta forma: recogiendo residuos para defender el medio ambiente, plantando árboles o entregando alimentos a personas mayores, limpiando la escuela o pueden realizar actividades con la fauna y la flora cercana con grupos ambientales, entre muchas otras.

También podéis inculcar en vuestros peques el respeto y cuidado a los animales y concienciarles de la importancia de luchar contra el maltrato y el abandono animal. Podéis acercaros con vuestros peques a una colonia felina o a un refugio o protectora animal, donde podéis preguntar en qué podéis echar una mano. ¡Los niños y niñas amantes de los animales disfrutan mucho con esta actividad!

Podéis ayudarles a reunir sacos de pienso o mantas para los animales, muchas de ellas agradecen que sus peludos reciban de vez en cuando visitas o les saquen a pasear y siempre es de agradecer un par más de manos para mantener limpios los recintos de los animales en espera de adopción.

 

Bebés y gatos: hacerles convivir en armonía

 

Incluso podéis ser casa de acogida para aquellos animales (perros y gatos, generalmente) cuyo estado de salud se ve perjudicado por estar en un espacio compartido con otros animales (cachorros con pauta vacunal incompleta, ancianos o animales con una afección particular, por ejemplo). En estos casos los gastos derivados (de alimentación y veterinarios) suelen ser costeados por la protectora a cargo del animal hasta que este encuentra un hogar definitivo y es adoptado por una familia. De esta forma, además, se favorece su socialización y bienestar físico y emocional.

Si quieres más información o necesitas asesoramiento profesional sobre cómo apoyar el desarrollo de la empatía, la generosidad, el trabajo en equipo y la conciencia social en tus peques, en la Tribu CSC puedes consultar online a nuestro equipo de expertos/as en salud materno-infantil y crianza respetuosa. Entre ellos/as se encuentra la docente, psicóloga y logopeda infantil Elena Mesonero.

Podéis descargar gratis la app de Criar con Sentido Común tanto para plataformas Apple como para plataformas Android, y tenéis una semana gratis para probar todas las ventajas de la membresía a la Tribu, realizar todos los cursos online disponibles y consultar a nuestros/as especialistas.

 

¿Te interesa todo lo relacionado con Crianza Respetuosa?

Te regalamos UNA SEMANA GRATIS de TRIBU CSC.

El lugar donde podrás descubrir todo lo que necesitas saber sobre Crianza Respetuosa y muchos otros temas que te ayudarán en la crianza de tu hijo/a.

Únete ahora a la Tribu CSC, podrás disfrutar de mas de 120 cursos para padres y madres, 16 profesionales que resuelven tus dudas las 24h y muchísimo contenido exclusivo.

Todo un mes GRATIS. ¡SIN PERMANENCIA!

Responsable: CRIAR CON SENTIDO COMÚN S.L. NIF B67460709, Carretera Rellinars 56 de Terrassa (08225) Barcelona. [email protected]. Finalidad: Gestión de la relación con los clientes y el alta del usuario al boletín de noticias. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: The Rocket Science Group LLC d / b / a Mailchimp, para la gestion del mailing en el newsletter. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así́ como otros derechos, como se explica en la información adicional. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra web https://www.criarconsentidocomun.com/politica-de-privacidad/

0 comentarios en "Día Mundial de las ONG's - Voluntariado infantil: Ayudar a otros ayuda a los niños a "florecer", según un estudio"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

ÚNETE A LA TRIBU CSC
(1 semana de prueba gratis)
 

Síguenos en las Redes

Visit Us On FacebookVisit Us On InstagramVisit Us On TwitterVisit Us On Youtube