Mi hijo se esfuerza pero se frustra por sus notas, ¿cómo puedo ayudarle?

La satisfacción personal no debería depender de un número sino de los progresos realizados

Artículo publicado el 10 Feb 2022 - Este artículo ha sido revisado y actualizado con fecha 15 junio, 2023

Las notas escolares son motivo de emociones y sensaciones muy diversas, tanto en niños y niñas como en madres y padres. Orgullo, satisfacción, sensación de injusticia, alegría, decepción… y frustración. Normalmente, solemos plantearnos cómo puedo ayudar a mi hijo a sacar mejores notas.

Si observamos que las calificaciones no se corresponden con su capacidad de rendimiento porque hay alguna causa subyacente, como falta de hábitos o rutinas, podemos buscar estrategias para enseñarles a organizarse y dar lo mejor de sí.

Cuando de repente las calificaciones comienzan a bajar de forma significativa es lógico que nos ocupemos de averiguar si está pasando algo o hay algún problema que haya motivado este cambio. Lo vemos a menudo en la Tribu CSC. Incluso que nos preguntemos qué puedo hacer para que mi hijo mejore sus notas. Pero, ¿y si nuestro hijo ya se esfuerza, pero sus calificaciones no son excelentes? ¿Qué hacemos si nuestra hija se frustra porque sus notas no son las mejores?

Las notas no son importantes

En primer lugar, debemos tomar conciencia de que las calificaciones escolares no son más que una evaluación numérica de lo que un niño o una niña es capaz de demostrar que sabe o sabe hacer en un momento determinado. Son una fotografía de un momento puntual. Si nos hacen una foto montando en bicicleta y justo en el momento en el que se dispara el flash nos caemos, lo que reflejará la imagen puede hacer pensar que no sabemos montar en bici. Sin embargo, solo ha sido una caída.

Mi hijo se esfuerza pero se frustra por sus notas, ¿cómo ayudarle?

Por otro lado, las notas de la escuela no van a condicionar de manera determinante nuestro futuro laboral ni profesional. Todo el mundo puede pensar rápidamente en alguien que conozca personalmente que no sacaba buenas notas y que es una persona de éxito que tiene una vida profesional y personal satisfactoria. Y lo mismo sucede a la inversa. Es fácil pensar en alguien que obtenía unas calificaciones excelentes y que, sin embargo, no tiene una carrera laboral brillante. Así que quitémonos esa presión.

No se trata de renegar de la cultura del esfuerzo. Está bien enseñarles a dar lo mejor de sí, a esforzarse, a aprender de los errores y superar retos… pero siempre desde el respeto a sus propios ritmos de aprendizaje y poniendo en valor el esfuerzo y el progreso más que las calificaciones.

Si tu hijo saca un seis y se ha esforzado para conseguirlo y ese es el punto en el que está ahora mismo, ese es un resultado perfecto. La satisfacción personal no debería depender de un número sino de los progresos realizados. Y del mismo modo que unas niñas aprenden a andar con 10 meses y otras con un año y cuatro meses; algunas aprenderán a dividir en febrero y otras en junio. Así que si el examen lo hicieron en abril, probablemente obtendrán calificaciones muy distintas, pero, al final, las dos habrán aprendido lo que necesitaban.

Malas notas: Qué hacer cuándo los niños suspenden

Cómo ayudar a superar la frustración por las notas

Si tu hijo se frustra por las notas que saca en el cole y sientes que se ha esforzado mucho para obtener esos resultados que le parecen insuficientes, tal vez podamos ayudarle a ver la situación con perspectiva.

Resta importancia a las calificaciones

A menudo, somos las personas adultas quienes transmitimos esta presión por las notas. Dile abiertamente que las notas no son importantes para ti. Que solo reflejan algunos aspectos de lo que ha aprendido. Evita premiarle o regañarle por sus calificaciones.

Valora su esfuerzo

Haz valer lo importante que es su constancia y transmítele el valor del esfuerzo. Puedes hablarle de tus propias experiencias y contarle aquellas cosas que te costó más aprender o que se te atravesaron en algún momento de tu vida y que, sin embargo, hoy en día se te dan fenomenal. Recuerda que antes no es mejor.

Mi hijo se esfuerza pero se frustra por sus notas, ¿cómo ayudarle?

Pon el foco de atención en los progresos

Puede que las notas de este trimestre o de este examen en concreto sean más bajas de lo que esperaba o no reflejen todo lo que se ha esforzado. Pero seguro que hay cosas que antes no sabía hacer y que ha aprendido durante este tiempo. Enfócate en esos avances.

Evita las comparaciones y las etiquetas

Cada niño/a es único/a y tiene sus propias capacidades, sus propios talentos y sus propios ritmos de aprendizaje. Por lo tanto, no tiene sentido comparar sus calificaciones con las de nadie más. Pero ojo también con las etiquetas. “Este niño es que es más torpe”, “a mi niña es que le cuesta mucho”Son mensajes que calan y van minando su autoconcepto. En este momento, este aprendizaje en concreto aún no está conseguido por el motivo que sea.

Cuida su autoestima

Aunque intentemos evitar las comparaciones y las etiquetas vivimos en una sociedad tremendamente competitiva y las calificaciones numéricas no ayudan. Enfócate en sus talentos, que seguro que los tiene; háblale de personas que no tuvieron un gran expediente en la escuela y, sin embargo, tuvieron o tienen éxito en la vida adulta.

Descubre cómo educar con respeto y sin gritos, lágrimas ni castigos, mediante la Disciplina Positiva en nuestro Curso Online “Educación Respetuosa y Disciplina Positiva”

 

Una buena forma de evitar hacer juicios sobre sus notas y añadir presión es preguntarles si se sienten satisfechos/as con el trabajo que han realizado. La satisfacción personal debe estar ahí, en el trabajo que hemos hecho y los avances que hemos conseguido. No en un número que refleja aspectos concretos y no nos ofrece una perspectiva global de su evolución.

Autor/a

¿Te interesa todo lo relacionado con Educación infantil?

Te regalamos UNA SEMANA GRATIS de TRIBU CSC.

El lugar donde podrás descubrir todo lo que necesitas saber sobre Educación infantil y muchos otros temas que te ayudarán en la crianza de tu hijo/a.

Únete ahora a la Tribu CSC, podrás disfrutar de mas de 120 cursos para padres y madres, 16 profesionales que resuelven tus dudas las 24h y muchísimo contenido exclusivo.

Todo un mes GRATIS. ¡SIN PERMANENCIA!

Responsable: CRIAR CON SENTIDO COMÚN S.L. NIF B67460709, Carretera Rellinars 56 de Terrassa (08225) Barcelona. [email protected]. Finalidad: Gestión de la relación con los clientes y el alta del usuario al boletín de noticias. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: The Rocket Science Group LLC d / b / a Mailchimp, para la gestion del mailing en el newsletter. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así́ como otros derechos, como se explica en la información adicional. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra web https://www.criarconsentidocomun.com/politica-de-privacidad/

0 comentarios en "Mi hijo se esfuerza pero se frustra por sus notas, ¿cómo puedo ayudarle?"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

ÚNETE A LA TRIBU CSC
(1 semana de prueba gratis)
 

Síguenos en las Redes

Visit Us On FacebookVisit Us On InstagramVisit Us On TwitterVisit Us On Youtube