Mentiras sobre la lactancia materna (I)

Conviene desmitificar muchas falsas leyendas sobre lactancia materna para llevarla acabo con éxito

La lactancia materna es uno de los temas que más mitos tiene a su alrededor en lo que a maternidad y crianza se refiere. Si bien es cierto que las mujeres hemos amamantado desde el principio de la humanidad, no es menos cierto que la ciencia y los estudios en torno a ella avanzan, y vamos encontrando el porqué de muchas preguntas en torno a ella y desterrando muchas falsas creencias.

Si das el pecho no te puedes quedar embarazada

Un mito aún muy extendido, y que a nuestras abuelas les contaron, es que no te puedes quedar embaraza mientras estás amamantando. ¡Error! O al menos, en parte. Es verdad que la tendencia más normalizada es que mientras das el pecho, o al menos, los primeros meses, no ovules y por ende, no puedas quedarte embarazada…

Pero no existe una regla fija entre el binomio menstruación. Es imposible saber en qué mes volverás a ovular y, además, hay mujeres que no pierden la menstruación aunque den lactancia exclusiva. Yo misma, pasé la cuarentena tras mi segundo parto y comencé un período de menstruaciones totalmente irregulares pero ininterrumpidas y, sin embargo, en mi primera maternidad, estuve casi un año sin verla aparecer.

 

Mentiras sobre la lactancia materna

 

Cada gestación, cada proceso y cada lactancia son diferentes de una a otra mujer y de uno a otro hijo o hija, por lo que no es fácil crear una regla fija. Ahora bien, sí sabemos que hay una serie de mitos que son totalmente falsos y que aún, hoy en día, continúan circulando.

En conclusión, claro que puedes quedarte embarazada y si no es lo que deseas, es importante tomar medidas anticonceptivas compatibles con la lactancia como la minipíldora o el preservativo.

Está prohibido amamantar el ciertos lugares públicos

En absoluto pueden pedir a una madre que pare de amamantar a su hijo o a su hija. Ni bares, restaurantes, centros comerciales o transportes públicos. Tu hijo o hija tiene derecho a ser alimentado independientemente de dónde os encontréis y el hecho de dar de mamar ni es obsceno ni debe ser ocultado.

En España, hay comunidades autónomas que son referentes en el desarrollo de marcos legales para apoyar la lactancia materna en espacios públicos. Por ejemplo, el País Vasco, cuyo sistema sanitario reconoce desde 2015 el derecho de las madres a dar de mamar en lugares públicos. Las Cortes valencianas también aprobaron en 2016 una proposición no de ley que reconoce el derecho a dar el pecho en cualquier espacio público.

 

Mentiras sobre la lactancia materna

 

Por su parte, el Ayuntamiento de Pamplona declaró en 2017 «espacios de lactancia materna” todas las dependencias municipales, bibliotecas, escuelas, centros culturales, parques, jardines y calles. Y en 2018, se registró una moción en la Asamblea de Madrid en la que se solicitó al Gobierno regional que regulara el derecho de las mujeres a amamantar en público.

Los percentiles de los bebés amamantados son más bajos

Partiendo de la base de que los percentiles no siempre son un reflejo de la salud de los niños o las niñas, puesto que no son una medida exacta y, en ocasiones, no son interpretadas correctamente. No son, de hecho, un medio diagnóstico, sino orientativo.

Aclarado esto, es falso que los niños amamantados tengan un percentil más bajo. Sí es cierto que los niños alimentados con lactancia materna tienen un patrón diferente a los que son alimentados con leche artificial, puesto que la leche materna va cambiando y no es la misma los primeros 48 horas tras dar a luz, las primeras dos semanas o los primeros seis meses tras el parto.

 

Su instinto hace que te reconozca

 

¡Ni siquiera es la misma a lo largo de un mismo día o toma! Varía en su composición de grasa, lactosa, contenido proteico, etcétera, por lo que es lógico pensar que la curva de crecimiento sea diferente a la de un bebé alimentado con biberón, pero no más bajo.

Duermen peor porque se sacian menos

Si te han recomendado dar un biberón por la noche para que tu hijo o tu hija se «sacie» más y duerma mejor, debes saber que esto es falso y, además, puede conllevar un problema a la hora de mantener la lactancia materna.

Numerosos estudios científicos han desmentido este mito. Por poner un ejemplo, en 1996 un estudio realizado por Konrad Lorenz (ganador del premio Nobel de Fisiología y Medicina en 1973) arrojó que los niños y las niñas que toman pecho tienen más cantidad de sueño REM. En 2012, Engler (Bioquímica y Magister en Nutrición) descubrió que a lo largo del día, los bebés que toman pecho, duermen más cantidad de horas y se duermen antes.

 

Beneficios de la lactancia nocturna

 

La lactancia materna, además, contiene critófano y melatonina que ayudan al bebé a conciliar el sueño, por lo que aún cuando se despertaran más veces, se duermen con más facilidad y de forma natural.

Si me quedo embarazada, debo dejar de dar el pecho a mi hijo o hija

Entre nuestras abuelas también existía la idea de que si una mujer se quedaba embarazada dando lactancia materna, debía suspender el amamantamiento al primer hijo o hija, para que no le faltaran nutrientes al nuevo bebé que venía en camino. Y como estarás imaginando, esto tampoco es cierto del todo.

 

Averigua los mitos sobre la lactancia materna y aprende cómo practicarla con varios hijos o hijas simultáneamente con el Seminario Online «Lactancia en el embarazo y en tándem»

 

Si el embarazo transcurre con normalidad, no hay ninguna razón para suspender la lactancia materna. No existe un riesgo mayor de aborto, ni de parto prematuro. Tampoco va a suponer que al bebé que se está gestando vaya a faltarle de nada. Solo sería recomendable destetar al hijo o hija mayor en caso de complicaciones tales como amenazas de aborto, incompetencia cervical o abortos de repetición. Aunque a día de hoy no es algo que tenga evidencia científica, sino que se recomienda simplemente por precaución. Por ello, seguir con la lactancia materna ante una de esta situaciones es una decisión que debe valorar cada mujer según sus circunstancias, aunque como norma general se aconseje el destete.

Lo ideal es siempre consultar a tu matrón o matrona y entre ambos, tomar una decisión de cómo proceder en caso de complicaciones. Pero si no existen contraindicaciones, no debes preocuparte en absoluto. Eso sí, el sabor de la leche cambia y también la cantidad, por lo que sí puede ocurrir que tu hijo o tu hija mayor opte por el destete. O no. Quizá en unos meses estés disfrutando de una lactancia en tándem.

Dar el pecho adelgaza a todo el mundo

Es habitual también escuchar que dar el pecho ayuda a la mamá a recuperar su peso más rápidamente debido a la cantidad de calorías que su cuerpo utiliza para producir la leche, pero esto no es del todo así. Sí es verídico que dar el pecho «gasta» unas 550 kcal al día, pero al igual que ocurre con el ejercicio, esto no es suficiente si no mantenemos una dieta equilibrada y correcta.

 

Por qué los bebés están preparados para ingerir sólidos a los seis meses

 

Además, cada cuerpo es diferente y existen diversos factores que influyen en la pérdida de peso como la tiroides (que en ocasiones se ve afectada durante la gestación o después del parto), la genética, si perdemos o no la menstruación, etc. En resumen, que no depende únicamente de dar el pecho o no, sino más bien de nuestro propio cuerpo y llevar una dieta saludable.

La naturaleza es sabia

Como decíamos al principio, son muchas las teorías que entran en juego en la lactancia materna, pero la mayoría de las veces o no son reales o solo lo son a medias. El instinto juega también un papel muy importante y, muchas veces, todo se hace mucho más sencillo cuando confiamos en la naturaleza y en nuestro propio cuerpo. ¡Tienen millones de años de experiencia!

 

Autor/a

Revisado por:

¿Te interesa todo lo relacionado con Lactancia materna?

Te regalamos UN MES GRATIS de TRIBU CSC.

El lugar donde podrás descubrir todo lo que necesitas saber sobre Lactancia materna y muchos otros temas que te ayudarán en la crianza de tu hijo/a.

Únete ahora a la Tribu CSC, podrás disfrutar de mas de 120 cursos para padres y madres, 20 profesionales que resuelven tus dudas las 24h y muchísimo contenido exclusivo.

Todo un mes GRATIS. ¡SIN PERMANENCIA!

Responsable: CRIAR CON SENTIDO COMÚN S.L. NIF B67460709, Carrer Sant Isidre, 1 de Matadepera (08230), Barcelona. [email protected] Finalidad: Gestión de la relación con los clientes y el alta del usuario al boletín de noticias. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: The Rocket Science Group LLC d / b / a Mailchimp, para la gestion del mailing en el newsletter. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así́ como otros derechos, como se explica en la información adicional. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra web https://www.criarconsentidocomun.com/politica-de-privacidad/

0 comentarios en "Mentiras sobre la lactancia materna (I)"

    Deja un mensaje

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    ÚNETE A LA TRIBU CSC
    (1 mes de prueba gratis)
     

    Síguenos en las Redes

    Visit Us On FacebookVisit Us On InstagramVisit Us On TwitterVisit Us On Youtube